cuando el Señor ayunaba el demonio le llevó a Jerusalén, y poniéndole en lo alto del templo le repitió el Salmo XC, II-12): “Porque escrito está que Dios mandó a sus ángeles que te guarden y lleven en sus manos para que no tropiece tu pie con alguna piedra”
Pero el Señor le respondió con Deuteronomio VI, 16: Pero también está escrito “No tentarás al Señor tu Dios”. Y el demonio se alejó confundido.

 

¡Agrega tu Frase en Frases.be!

Te quedan 3000 caracteres disponibles (un emoji usa dos caracteres)
Los íconos se convierten en imágenes con color automáticamente

Frases al azar

Lectura

🎅 🎄 🎁 🎇

te amo 😞 😊

Linda Noche

Recomienda Frases.be en tu Facebook!